Consulta de tarot online: Me siento atraída por el hermano de mi novio

Me gusta mi cuñado

Una amiga contactaba a través de mi consulta de tarot online planteándome el siguiente problema, me contaba esto: -Paloma, no sé si la relación cordial que mantengo con el hermano de mi novio, puede transformarse en algo más. Me siento atraída por él.-  Aquí os dejo toda la historia.

Me siento atraida por el hermano de mi novio

Me siento atraida por el hermano de mi novio

“Hola, Paloma. Soy una chica que llevo ya un tiempo manteniendo una relación con un chico con el que me siento a gusto pero que como pareja empiezo a dudar que lo que siento por él y lo que él siente por mí sea amor y no sólo una bonita  amistad. He empezado a darme cuenta de esto a raíz de haber conocido al hermano de mi novio.

He de decirte que siendo muy pequeña perdí a mis padres y desde que la relación con mi novio ya es formal, su madre me invita a comer casi todos los fines de semana a su casa. Sus padres y su hermano son personas muy agradables, y sobre todo con su hermano he mantenido desde que nos presentaron una muy buena relación. Mi futuro cuñado es un chico especialmente agradable y atento conmigo, y hay algo que aunque en un principio me costó admitirlo, no puedo negar, y es que desde que nos presentaron me atrajo mucho físicamente, pero es ahora,después de haber tratado con él cada fin de semana, cuando me he dado cuenta de que no es sólo su físico sino que es su forma de ser y su trato conmigo, lo que hace que me sienta irremediablemente atraída por él.

En un principio no quería admitirlo porque pensaba que la relación que mantenía con mi novio era la normal en una pareja. Pero cuanto más trato con su hermano, más hablamos, más se interesa por mis cosas, más me escucha, más me halaga valorando todo lo que le cuento y mi forma de actuar ante las cosas; más me atrae. Ha sido una atracción que ha ido creciendo poco a poco, es un chico tan interesante, tan culto, tan interesado por tantas cosas, con él puedes hablar de todo, y es siempre tan amable conmigo que esa amabilidad y cercanía conmigo han creado en mí unos sentimientos tan diferentes y tan bonitos, que se acercan mucho más a mi idea de amor que lo que mi novio me hace sentir.

Durante toda la semana sólo estoy deseando que llegue de nuevo el fin de semana para volver a verle. Y en parte es algo que me asusta porque no sé si el trato con su hermano es de una simple atracción que a mi me haya podido parecer lo que no es, o si realmente lo que sé que mi corazón siente, sea lo mismo que él siente por mí, y podamos vivirlo plenamente. Aunque aún siendo así, sé que mi relación con su hermano también le frenaría. Necesito tu ayuda, Paloma.”

Ritual para tomar una decisión sobre mi cuñado

Cuando contacté con mi amiga le propuse realizar una lectura de tarot y saber lo primero de todo qué es lo que sentía ahora por su novio. Las cartas nos dijeron que lo que ella ya había dejado de sentir por él era exactamente lo mismo que a su novio le había ocurrido, seguía con ella por cariño, pero no era amor de pareja. Y por otro lado las cartas mostraban que el hermano de su pareja sí que tenía guardados muy dentro sentimientos profundos de amor por ella.

Así que visto el resultado de la lectura de tarot decidí realizar un ritual para abrir caminos que a nuestra amiga le abriese la mente y ayudada por los sentimientos que su corazón albergaba, le haría decidir el camino a seguir con mucha más claridad, infundiéndole el valor suficiente para hablar primero con su novio sobre una relación que como pareja ya no tenía sentido, y segundo acercarse al hermano y mostrarle sus sentimientos para saber si eran correspondidos.

Unas semanas más tarde contactaba de nuevo conmigo para anunciarme que había fluido la conversación con su novio y que había tenido la respuesta que ella esperaba, se habían sentido ambos aliviados por ver que se trataría de una ruptura sin dolor para ninguna de las partes, y él le había dejado camino libre para ser feliz con su hermano; el cual llevaba deseando desde hacía mucho tiempo poder dejar de verla como la cuñada con la que tan bien congeniaba y que en secreto ya amaba, para tenerla como pareja con la que planear un proyecto de futuro y de vida. Se habían abierto esos caminos que ahora estaban consiguiendo que en la vida de nuestra amiga volviera a brillar la alegría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *