Elimina la negatividad de una estancia de tu casa

Puede suceder que una habitación no te genere paz, incluso que se convierta en el lugar donde más discusiones tengas de toda la casa. Si se trata de un dormitorio además esta negatividad que percibes en el ambiente puede perturbar tu descanso y hacer que te levantes por la mañana como si no hubieses dormido lo suficiente. Si el dormitorio en cuestión es el de los más pequeños de la casa, tendrán más pesadillas y un sueño intranquilo.

Tu casa debe ser tu refugio, tu oasis, un lugar ideal para eliminar tensiones y revitalizarte. En ningún sitio te vas a sentir más segura y relajada que en tu hogar. Si no es así, sigue leyendo y descubre un ritual sencillo de limpieza que hará que vuelvas a disfrutar de tu vivienda. Tan sólo necesitas:

  1. Vinagre.
  2. Cuenco.
  3. Sal.
  4. Velas.

Si la sensación de negatividad se extiende a toda la casa, debes empezar limpiando la puerta de entrada con vinagre rebajado con agua. Es importante que comiences por la parte de fuera, de tal manera que si la negatividad viene del exterior cortamos su entrada.

Desplázate ahora a la última habitación de la casa, la que esté más alejada de la puerta mirando a mano izquierda y limpia las ventanas comenzando por la parte exterior. Para las ventanas y espejos puedes utilizar el vinagre directamente sin rebajar. Una vez que tengas la ventana limpia haz lo mismo con la puerta, comenzando por la parte exterior de la habitación.

Una vez eliminadas las entradas de malas energías externas a la habitación fíjate en qué puede estar fuera de armonía en su interior. Enciende una vela y comienza desde la esquina más alejada a la puerta y en sentido de las agujas del reloj teniendo en cuenta los siguientes puntos:

  1. Elimina el desorden.
  2. Tira los objetos rotos o averiados.
  3. No dejes nada debajo de camas, sofás o escritorios porque estancan la energía.
  4. Deshazte de plantas muertas.
  5. No acumules papeles que no sirvan y archiva los necesarios.
  6. Si hay algún objeto que no te guste no lo guardes sólo porque te lo regalaron.
  7. Limpia todas las superficies con la mezcla de agua y vinagre.

Lo fundamental es que no haya objetos que entorpezcan el paso, que la habitación despierte armonía y que la mantenga. La forma de hacer perdurar esta sensación de calma es colocar un platito o cuenco con sal de manera que absorba las malas vibraciones que se puedan generar en la estancia.

Una vez que hayas limpiado la habitación continua con el resto de la casa en el mismo orden y teniendo en cuenta los mismos pasos, según avances irás notando como tu sensación cambia y te encuentras mejor.

Si intuyes que puede ser alguien de la casa quien genere la negatividad, al cuenco con sal puedes añadirle vinagre, si en 24 horas el cuenco de sal se ha desbordado estás en lo cierto y conviene que os hagáis un ritual de limpieza.

One Comentario

carolina

me gusto el ritual de negatividad en la casa porque vivo con mi familia y mi casa se encuentra muy cargada quisiera que publicaran un ritual para la tranquilidad armonia y union en la familia porque en mi caso mi familia nos queremos pero discutimos por todo y creo que es por las malas vibras de egoismo y envidia que nos tienen los vecinos nos han tirado daños y maleficios y quien recibio todo ese daño fue mi madre….

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *