Enamorado de la hermana de mi mujer

Sentimientos intensos por mi cuñada

Cómo averiguar si eres correspondido en el amor

Aquí os muestro uno de tantos testimonios que llegan a mi tarot online, buscando una solución. Lo reproduzco con permiso de su autor y cambiando los nombres.

Enamorado de la hermana de mi mujerDesde la adolescencia nuestro amigo quedaba asiduamente con un grupo de chicas y chicos, y allí conoció a María, una chica bastante tímida pero que a nuestro amigo le parecía encantadora. Estuvieron coincidiendo durante meses en las salidas de los fines de semana hasta que llegó el verano y se incorporó al grupo la hermana de María, de dieciocho años, uno menos que su hermana. Ya el primer día nuestro amigo notó que la chica nueva no se parecía en nada a su hermana, al final de la noche cuando éste se despedía ella se ofreció para acompañarlo porque no le apetecía seguir en el bar de copas donde estaban todos. Al día siguiente nuestro amigo se dio cuenta de la equivocación que había cometido pero un mes más tarde la chica le comunica que está embarazada y que el bebé que espera es suyo. Las familias deciden que deben casarse y lo hacen dos meses más tarde. Así han transcurrido dos años en el que la vida de este chico se ha convertido en un auténtico infierno, ya que no quiere a su mujer, más bien todo lo contrario, pero para complicarlo más cada día se siente más enamorado de María, que va cada día a ocuparse de su sobrino, ya que él trabaja y su mujer nunca está en casa. Quiere romper la relación inexistente de su matrimonio y declararle a su cuñada lo que siente por ella, pero teme que ella nunca acceda por miedo a que su hermana se sienta traicionada.

Cómo conquistar a una mujer con un hechizo de magia blanca

Vi la urgencia de este caso y contacté rápidamente con este amigo. Ambos mantuvimos una conversación bastante sincera en la que él me confesó todos sus miedos y todo el amor que sentía por su cuñada y lo imposible que le resultaba. Le recomendé una lectura de tarot  porque sólo así podríamos empezar a poner las cosas claras. Efectivamente el tarot confirmó la historia de mi amigo, y los malos momentos que estaba pasando, ya que sólo él se dedicaba a cuidar del hijo y ella le echaba en cara que era demasiado joven para malgastar su vida con ellos dos, y que necesitaba divertirse. Además, en las cartas apareció la otra persona, que se entregaba de forma incondicional a los cuidados del bebé, y que se sentía muy triste por la situación tan injusta que estaba viviendo este chico, pero al mismo tiempo no podía hacer nada que perjudicase a su propia hermana. Tras hablarlo el chico estaba cada vez más convencido de que debía intentarlo todo para cambiar su vida, darle un hogar feliz a su hijo y vivir con la mujer que realmente amaba. Le ofrecí entonces efectuar un  hechizo de magia blanca con azúcar para conquistar a una mujer, y que dejara pasar unos días antes de declararle sus intenciones a su cuñada.

En ese intervalo de tiempo su esposa estuvo dos días sin aparecer por casa, lo que hizo acelerarlo todo. Nuestro amigo se acercó a María mientras estaba bañando al pequeño y él se acercó a ayudarla. Le cogió la mano debajo del agua como si ese gesto fuese más secreto y la miró a los ojos. Luego le dijo: María, no nos dejes, los dos te necesitamos y los dos te queremos más que a ninguna otra persona.

Esa tarde María abandonó la casa en silencio, dejando a nuestro amigo muerto de incertidumbre y temor. A la mañana siguiente María llamó a su hermana y le dijo que quería hablar seriamente con ella. Le dijo que ella entendía que se sintiese prisionera de un marido y un hijo que no deseaba y que ella en cambio lo daría todo por tener esa vida. Y que se mantendría al margen porque ya no podía volver a esa casa sin morirse de pena, pero que si era ella quien renunciaba y aceptaba la relación volvería en ese mismo momento para no separarse jamás de su sobrino, al que quería como a un hijo y de su cuñado, al que había aprendido a conocer y amar.

La respuesta me la dio nuestro amigo, cuando contactó nuevamente conmigo para comunicarme que, hacía una semana, llamaron a la puerta y era su cuñada que se abrazó a él y lo besó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *