Necesito saber qué siente mi ex por mí

Recientemente una amiga se ponía en contacto conmigo a través de mi tarot online, y me decía lo siguiente: Necesito saber qué siente mi ex por mí. Y es que, hay veces en que algo nos dice que una historia no ha terminado aún, aquí os dejo las siguientes palabras que así lo atestiguan.

“Paloma, quisiera que me ayudaras a resolver mi situación sentimental, ya que necesito saber qué siente mi ex por mí a día de hoy. Supongo que te extrañará esta pregunta, pero el caso es que le sigo amando y, por su forma de actuar, pienso que él también a mí. Aunque hace dos años que acabó nuestra relación y él tiene pareja, no dejo de sentir que aún sigue enamorado de mí. Tenemos buena relación y cuando les veo juntos no noto la calidez que debe haber en una pareja, esa que teníamos los dos. Es por eso, entre otras cosas, que pienso que él no me ha olvidado, y que me sigue queriendo. Necesito que me lo confirmes y de ser así, quisiera hacer todo lo posible para recuperarlo.”

Recuperar a la persona amada por medio de un endulzamiento

Lamentablemente, a veces las relaciones ponen punto y final a su historia, incluso cuando aún existe el amor. En ocasiones, el tiempo transcurrido hace que nos demos cuenta de que estuvimos frente al amor de nuestra vida y lo perdimos. Esta amiga así lo pensaba y por eso decidió apostar por recuperar a su ex. Tras ponerme en contacto con ella y hablar de todo esto, le aconsejé que realizar una lectura de tarot debería ser el primer paso. Después, según los datos que nos aportaran las cartas, deberíamos actuar en un sentido o en otro. Efectivamente, las cartas confirmaron la idea que tenía nuestra amiga sobre los sentimientos que él seguía profesándole. Y cómo era de esperar, la relación que mantenía con la otra chica carecía del entusiasmo y la complicidad que se supone en una relación de pareja. Eso sí, las cartas también mostraban el empeño del chico en mantener esa relación, ya que era una especie de escudo para sentirse suficientemente alejado de su ex novia, a quien seguía amando pero con la que no estaba dispuesto a volver, ya que su orgullo dañado se lo impedía. Visto esto, y siguiendo la petición de esta amiga, decidimos realizar un ritual de endulzamiento, a fin de corregir la actitud del chico, de vencer el orgullo que le impedía aceptar que renunciar al amor verdadero, en pos de una relación sin sentido, era una equivocación.

Dos semanas más tardes mi amiga me comunicó lo que era de esperar tras el trabajo de endulzamiento. Volvían a estar juntos y felices tras unos días en que él fue doblegándose al amor que se había estado negando tanto tiempo y por el que mi amiga había sabido apostar a pesar de las dificultades.

3 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *